Hacer “lobby” es necesario para garantizar que los servicios de eficiencia energética jueguen un papel clave en la implementación de la Directiva revisada sobre rendimiento energético de edificios

Hacer “lobby” es necesario para garantizar que los servicios de eficiencia energética jueguen un papel clave en la implementación de la Directiva revisada sobre rendimiento energético de edificios

07/11/2018

Después del acuerdo entre los colegisladores de la UE a finales de 2017, la Directiva revisada sobre Rendimiento Energético de Edificios entró en vigor oficialmente el 9 de julio de 2018. Los Estados miembros tendrán hasta marzo de 2020 para transponer la Directiva a la legislación nacional.

Esto brinda una oportunidad clave para presionar a las autoridades nacionales para asegurar que los servicios de eficiencia energética desempeñen un papel clave en la implementación de dicha directiva. En este sentido, el artículo 2.A de esta norma requiere que los Estados miembros preparen una estrategia de renovación a largo plazo, una hoja de ruta clara sobre cómo lograr sus objetivos de eficiencia energética dentro del sector de la construcción. Las estrategias exitosas deben abarcar no solo las acciones de renovación estándar, sino también los servicios de eficiencia energética, que pueden ofrecer ahorros de energía significativos como una alternativa a las acciones de renovación o como un complemento antes y/o después de las renovaciones.

Además, el artículo requiere que los gobiernos lleven a cabo una consulta pública sobre sus respectivas estrategias nacionales antes de enviarlos a la Comisión Europea. Es esencial que los grupos interesados acerca de servicios de eficiencia energética participen en estas consultas públicas y aprovechen esta oportunidad. .